REDEA N° 6. ENSAYO. ¿Existe un ámbito de lo no jurídico?

Vol. 6 Núm. 6 (2018): Verano 2018

 

 

 

 

¿Existe un ámbito de lo no jurídico? 

Carlos Adolfo Zúñiga Rendón

 

“No decía palabras, acercaba tan sólo un
cuerpo interrogante, porque ignoraba que
el deseo es una pregunta cuya respuesta
no existe, una hoja cuya rama no existe,
un mundo cuyo cielo no existe (…)”
(Luis Cernuda, La realidad y el deseo (1924-1962),
IV “Los Placeres Prohibidos”, recogido de
“Poesía Completa” Vol. I, Ed. Siruela, Madrid, 1993)

 

Antecedente / Problemática Inicial

Durante un análisis al artículo 19 de la Constitución de la Nación Argentina,1 se planteó en clases el hipotético caso de tratar la posible existencia de un ámbito de lo no jurídico. El caso trae a dos personas mayores, que al conocerse se atraen mutuamente, deciden salir juntos y terminan por consentir el compartir la intimidad de la habitación de uno de ellos. La cuestión del caso está en que si todo aquello que acontezca dentro de la referida habitación, como consecuencia de la atracción humana, se encuentra o no dentro del ámbito de lo jurídico, o dicho de manera figurada: si el derecho regula y por lo tanto “ingresa” a la habitación; o, si, por el contrario, encuentra su límite en la puerta. Se propuso entonces, como texto de referencia, la obra “El ámbito de lo no jurídico” del alemán Karl Engisch.

 

1 Constitución de la Nación Argentina: “Art. 19. Las acciones privadas de los hombres que de ningún modo ofendan al orden y a la moral pública, ni perjudiquen a un tercero, están solo reservadas a Dios, y exentas de la autoridad de los magistrados. Ningún habitante de la Nación será obligado a hacer lo que no manda la ley, ni privado de lo que ella no prohíbe”.

LEER TODO EL ARTÍCULO